Los pobladores del distrito Antofagasta en San Carlos, han sido promotores activos para la declaratoria de este Humedal, el cual es la principal fuente de vida para la gente local, así como para la biodiversidad que habita en la zona.

Al brindar un aporte valiosísimo para el micro clima y el ciclo hidrológico de la zona, el objetivo de la creación de la Reserva Municipal de Vida Silvestre El Curichi de Las Garzas, es preservar, conservar y contribuir a la protección de los bosques, los cursos de agua y la fauna silvestre. Principalmente para el beneficio de mantener el equilibrio ecológico y la sostenibilidad en el flujo de agua, garantizando así el abastecimiento del recurso hídrico para consumo humano y producción de alimentos. El componente eco turístico también es considerado potencial en la región.

Creación de El Curichi Las Garzas.

El área denominada localmente como “El Curichi”, es un humedal ubicado en el distrito de Antofagasta del municipio de San Carlos y está rodeado de un área de cultivos agrícolas. Los pobladores de este distrito han sido promotores principales para conformar El Curichi en un Área Protegida, y finalmente su demanda fue atendida con la creación de la Reserva Municipal de Vida Silvestre El Curichi Las Garzas, la cual fue promulgada con Ley Municipal en fecha 20 de noviembre por el Sr. Marcos Antonio Añez, Alcalde Municipal de San Carlos, previamente aprobada por el Consejo Municipal de San Carlos.

Impulso a su gestión.

El alto empoderamiento y liderazgo local para la protección de este humedal y la biodiversidad que alberga, es un vivo ejemplo que el hombre no está disociado de su entorno natural y que la demanda y persistencia de los pobladores de Antofagasta es una iniciativa que merece ser celebrada en este día, “cuando nuestros abuelos y padres se asentaron en este lugar dijeron que El Curichi tenía que ser preservado para todos nosotros, por eso llevamos años pidiendo que se proteja”, señala Cipriano Martínez, dirigente del Distrito de Antofagasta.

En este sentido, el proceso de creación hasta su declaratoria como área protegida fue impulsado por el Gobierno Autónomo Municipal de San Carlos y a demanda persistente e histórica de la Central Campesina del Distrito Municipal de Antofagasta y Subcentrales: Jochi, La Recta, La Unión y Estación Buen Retiro. Habiendo sido el brazo técnico la Fundación Natura Bolivia, con aportes económicos del Banco de los Andes ProCredit, el cual a través de la Responsabilidad Social Empresarial (RSE) fue responsable de financiar la elaboración del documento de Justificación Técnica y el Proyecto de Ley Municipal.

Importancia del humedal

El Curichi Las Garzas. La conservación de este humedal cobra importancia por su función de regulación hídrica, relevante para facilitar el drenaje de las aguas en la época de lluvia y el mantenimiento del microclima y humedad durante la época seca. El área se constituye en uno de los pocos relictos de bosque que queda en los alrededores y actúa como un refugio para varias especies de flora y fauna del lugar. Particularmente, se encuentra dentro de una de las rutas migratorias más importantes para muchas especies de aves acuáticas, y cumple un rol clave como área de nidificación de Mycteria americana (localmente conocida como garza cabeza seca), de la cual se tiene registros de más de 4.500 individuos nidificando durante su época reproductiva, evento que también se constituye en un atractivo turístico potencial para el municipio.